Entradas Etiquetadas con ‘competitividad’

8
Jul

Queridos emprendedores,

Muchas veces hacemos sesudos análisis para explicar resultados exitosos. Cada día que pasa, personalmente, le doy más importancia a las actitudes, dando por hecho que generalmente se cuentan con aptitudes razonables para desarrollar la tarea.
La tecnología cobra muy creciente importancia en nuestros tiempos pero eso no es óbice para que dejemos de tener presente que las personas somos quienes movemos las tecnologías y el mundo. Al menos hasta que Samsung o Apple lancen al mercado el CEO virtual. Y, de ahí, para abajo el resto del organigrama, cual gama de tabletas.
Mientras tanto, es la garra, las ganas de comernos el mundo, la casta para venirnos arriba ante las dificultades, el hambre de gloria y progreso o la pasión por nuestros sueños lo que nos lleva a dar lo mejor de nosotros mismos. Si te mueves por el mundo te sorprende ver estos atributos en grado máximo en tantos asiáticos o latinoamericanos, por citar algún ejemplo vivido. Vuelves a la Vieja Europa y piensas: nos comen por los pies.
Nos gusta mucho nuestro sistema del bienestar, conceptos como la conciliación, los derechos sociales pero ¿son sostenibles en este tablero global? ¿No habría que buscar esa tercera vía que en su momento pareció apuntar Tony Blair para que convivan armoniosamente competitividad y bienestar?
Percibo que estos grandes asuntos no se abordan en profundidad porque vivimos en una sociedad muy ideologizada y donde prima lo presuntamente políticamente correcto. Hablo con buenos empresarios, autónomos, dueños de pymes, familias empresarias, grandes, medianos o pequeños empresarios, gentes honestas y trabajadoras, con valores sólidos, y me expresan su incredulidad ante ciertas actitudes que nos ofrece el paisaje del día a día. ¿Pero es que la gente no ve como está el mundo? Y otra vez más: nos comen por los pies.
Todos vemos que Brasil le gana a España en la Copa Confederaciones por actitud. Como Murray a Djokovic. Pero, ¿no nos damos cuenta lo que pasa en nuestra realidad, apneas unos metros fuera de la caja tonta de la televisión?
Hay que leer, viajar, informarse y formarse. Ampliar el perímetro de visión y análisis. Comprender que más allá de crisis vivimos en una sociedad en cambio. Cambios profundos. Paradigmas derribados. De escenarios estables a la incertidumbre. No sé si es bueno o malo, pero me parece que es lo que hay.
Dejemos de mirar por el prisma ideológico y exijamos a quienes nos gobiernan honradez, ejemplaridad, sentido común y un uso eficiente de los recursos. Pero no nos quedemos ahí. Asumamos nuestra responsabilidad individual para formarnos y adaptarnos a un tiempo nuevo. Porque Darwin está más presente que nunca. Pero, todo esto, sería papel mojado si no se aborda desde la sana ambición de progresar y desde la pasión de los sueños por realizar.
Hasta pronto. No dejes de esforzarte por ser muy feliz que, al final del día, es lo más importante para ti y los que te rodean

15
Jun

A VUELTAS CON LA COMPETITIVIDAD: EL PAPEL DE LA TECNOLOGIA

Escrito el 15 junio 2013 por Manuel Bermejo en EMPRENDEDURISMO

Queridos emprendedores,

Quiero insistir con el tema de la competitividad. El otro día un alto cargo del Gobierno de España hablando de este asunto me decía que al hacer políticas para favorecer la competitividad había que tener en cuenta el entorno de un país en crisis. Como le dije a él, y os comparto a todos en este post, el entorno es la sociedad global en la que vivimos. Países en crisis hay unos pocos, mientras otros muchos crecen y van ganando su espacio en el tablero global. Apelo a Ortega, nunca me cansaré de hacerlo: mirada larga y pensamiento de altura.

Seguro que al proceso de globalización le hace falta una gobernanza pero, hoy por hoy, siendo muy pragmáticos y dejando de lado postulados ideológicos, las empresas se mueven en competencia con sus pares de cualquier lugar del planeta. La partida la gana la organización más competitiva. Aquella cuya propuesta de valor sea más contundente.

Cuando hablo de competitividad en público, en la audiencia siempre hay quien me interpela pues identifica mi posición de gestionar en clave de competitividad con ofrecer sueldos de miseria. A la competitividad se puede llegar por el puro liderazgo en costes efectivamente. Planteamiento difícil de mantener pues siempre aparecen concurrentes que pueden competir con menores costes salariales. Proceso muy común en cuanto la economía de un país avanza y el deseable progreso permea a las clases medias y populares.

Ahora bien, no olvidemos que a la competitividad también se llega por la tecnología. Escribo desde un país poco dado a la tecnología y en el que, incluso mucha gente muy docta, confunde tecnología con negocios en internet. Hay muchas empresas, esas que denomino oasis de prosperidad, que crecen y consolidan su posición porque de verdad invierten en tecnología. En cualquier sector: distribución, alimentación, industrial, logística, retail, …. Generan así ventajas competitivas robustas basadas en tecnologías propietarias. Si tu foco es la tecnología vas a precisar recursos humanos altamente cualificados. Esas personas de nivel tienen salarios importantes. Por tanto, capacidad para gastar e invertir y así mover la economía. Interesante círculo virtuoso, tanto a nivel micro como macro.

Los entornos emprendedores y tecnológicos son fuente de riqueza, empleo y bienestar. Tenemos todos que trabajar y generar influencia para avanzar por esta línea. Es el único futuro para las economías del tradicionalmente llamado primer mundo.

Hasta pronto. No dejes de esforzarte por ser muy feliz que, al final del día, es lo más importante para ti y los que te rodean

29
May

OASIS DE PROSPERIDAD

Escrito el 29 mayo 2013 por Manuel Bermejo en ENTORNO

Queridos emprendedores,
he asistido en los últimos meses a diferentes encuentros de empresarios españoles con pares de diferentes nacionalidades. Estos últimos, seguramente mediatizados por las terribles noticias que salen de España, se quedan muy sorpendidos al conocer a gente emprendedora española, con negocios en crecimiento en medio de esta devastadora y larga crisis. Son los que denomino “oasis de prosperidad”. Muchos de los cuales son pymes familiares y de los que, por cierto, hay muchos más de lo que podemos creer.

Es interesante mirarse en el espejo de estos oasis de prosperidad pues se encuentran elementos comunes que definen su condición de tal:

– Un líder netamente emprendedor al frente, con capacidad de soñar poryectos y ejecutarlos a satisfacción
– Una gran capacidad de innovación para adpatarse a un mercado muy cambiante
– Una importante mirada internacional para aprovechar la globalidad en términos de nuevas oportunidades de negocio o de construcción de su cadena de valor
– Considerar la competitividad como la premisa fundamental de sus ventajas y orientar siempre la gestión a la mejora en este territorio
– Inversión en I+D para consolidar tecnologías o soluciones propietarias
– Sólidos valores en torno a los cuales alinean a equipos altamente comprometidos y motivados
– Diseño de mecanismos para dedicar tiempo de calidad a la reflexión estratégica
– Enormes dosis de esfuerzo, trabajo, sacrificio, perseverancia, compromiso, visión de largo plazo,…
Trata de identificar esos oasis de prosperidad, analiza a fondo los casos y obtendrás sabias enseñanzas.
Hasta pronto. No dejes de esforzarte por ser muy feliz que, al final del día, es lo más importante para ti y los que te rodean

16
Dic

Queridos emprendedores,
,
Hagamos un rápido análisis de la situación del mundo. Contemplamos regiones como Latinoamérica, China o India donde los crecimientos económicos son elevados, hay mucho por hacer en el orden de las infraestructuras y el desarrollo social, y sus empresas compiten en ventajas evidentes por menores costes laborales que en algunos casos alcanzan niveles de dumping social, o por políticas proteccionistas o por actuar en condiciones mucho más laxas que sus correspondientes pares del mundo supuestamente avanzado. En este sentido a la empresa familiar española y europea solo le cabe: 1º/ exigir a través de sus canales de influencia una Gobernanza mundial más equilibrada y 2º/ ver esta situación en clave de oportunidad para abordar crecimientos en esas regiones o armar parte de su cadena de valor en esos países para ser más competitivos

Si comparamos la situación con USA también la UE está en desventaja. Somos menos competitivos. Influyen numerosos factores: mayores costes sociales, fiscales y laborales, menos inversión en investigación y desarrollo, menor acceso a los mercados de capitales,…. Frente a esto cabe aplicar las mismas recetas que comentábamos en el punto anterior, lo cual promueve acciones de deslocalización o desinversión que pueden ser positivas para las empresas pero no para la economía europea, pero es lo que hay.

Si analizamos la situación particular de la UE y España ya sabemos hasta la saciedad que vivimos en una severa crisis, lo cual se resiente en el consumo lo que se traduce el desempleo, poca inversión y un círculo verdaderamente vicioso se pone en marcha. Situación muy complicada para hacer empresa, la verdad. De nuevo, cabe pedir a las autoridades comunitarias y europeas políticas de estímulo de la actividad económica que complementen las, por otro lado, necesarias medidas de ajuste en aras del equilibrio presupuestario.
Un ejemplo. Pensemos en España. Leo recientemente la noticia de que la Junta de Castilla y León da a Nissan y Renault casi 15 millones de euros en ayudas y subvenciones. Me parece muy bien por aquello de mantener una fuente muy importante de empleo, bien tan escaso. Ahora bien, si me pongo en los zapatos de los empresarios familiares de Castilla y León pediría, al menos, el compromiso por parte de esta multinacional de contar con proveedores regionales, siempre que existan y sean competitivos. Sería la forma de compatibilizar la creación de empleo de la gran corporación con el fortalecimiento del tejido industrial local que, a su vez, permite crear más empleo. En el fondo es facilitar que las empresas castellanoleonesas, por seguir con este ejemplo, sean las multinacionales del mañana. Y, por favor, que nadie me venga con monsergas liberales y de no intervención en actividades de empresas privadas porque, entonces, ni subvenciones, ni gobierno, ni nada, desmontamos todo el aparato administrativo que tanto nos cuesta y mercado libre.

En esta tesitura las empresas familiares europeas y españolas tienen que poner todo, todo el foco en la mejora de su competitividad. Todavía hay quien se enfanga en absurdas peleas de celos entre sagas o se cuestiona dedicar recursos a actividades tan necesarias como la inversión en marca, I+D, formación o internacionalización, profesionalizar la gestión o contar con eficaces y potentes órganos de gobierno que se constituyan como verdaderas atalayas de visión estratégica. Inexcusablemente hay que poner en el mercado productos con una más atractiva propuesta de valor, acudir a aquellos mercados que todavía demandan los productos que fabrico y, desde luego, tomar todas las medidas necesarias para estar en capacidad de hacerlo.

Hasta pronto, tratad de ser muy felices, y espero vuestros comentarios!!

11
Abr

ARRIMAR EL HOMBRO

Escrito el 11 abril 2012 por Manuel Bermejo en ENTORNO

Queridos emprendedores,
Apelaba en mi último post a la necesidad de arrimar el hombro y como algún seguidor del blog reclamaba alguna aclaración ahí va, en corto y por derecho. Arrimar el hombro significa reclamar desde la sociedad civil a nuestra clase política que se pongan de acuerdo para llegar a unos nuevos “Pactos de la Moncloa”. Que ya está bien de tacticismos y de política menor. Que los ciudadanos no podemos seguir pagando los errores de una clase política que ha creado un engendro de administración pública insostenible en lo económico. El futuro de España debe estar en la educación y eso exige otro capítulo de los nuevos Pactos de la Moncloa.
Arrimar el hombro significa también entender que debemos trabajar más y mejor. Estamos en la era de la globalización donde o eres competitivo o estás perdido. Ya va quedando poco espacio para autarquías. Que empleadores ye empleados están en el mismo barco.
Arrimar el hombro significa, por supuesto, que tenemos que formarnos más para mejorar nuestra empleabilidad, para entender las claves de un nuevo mundo, para tener una mentalidad más innovadora, para ser más creativos, para convivir con el cambio en clave de oportunidad,…
Arrimar el hombro significa también cambiar viejas mentalidades trasnochadas y poco acordes con el mundo del siglo XXI. Tenemos que ser más responsables, menos dependientes, con más mirada internacional, con menos prejuicios idelológicos.
Viajo mundo por España y por el mundo y veo en España con esperanza muchas empresas admirables, con alto potencial de crecer, que no viven del erario público ni la subvención sospechosa, que tienen cada vez más presencia en los mercados internacionales, que desarrollan tecnologías propietarias.
Hasta pronto, tratad de ser muy felices, y espero vuestros comentarios!!

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar